viernes, 27 de octubre de 2006

Condenas anteriores por terrorismo

Nunca, como supongo que le estará ocurriendo a muchos españoles, me había preguntado el tipo de pruebas que son necesarias para condenar a un etarra tras cometer un atentado; si tuviéramos que atenernos a las teorías conspiracionistas (y alarmistas, como podréis comprobar en este artículo), es imprescindible saber la marca comercial de la dinamita que estalló en los trenes para poder incriminar a los sospechosos; es imprescindible conocer todos los detalles sobre quién, cómo y dónde se puso cada una de las bombas...

Tras buscar una serie de Sentencias del Tribunal Supremo para demostrar que es suficiente la firma de un perito para dar validez a un informe pericial (las Sentencias de los tribunales ordinarios no suelen estar disponibles al público, por lo que la única forma de encontrar similitudes en otros casos es cuando se recurren esas Sentencias ante el Supremo o el Constitucional), ahora les toca el turno a otras Sentencias referidas al terrorismo etarra en las que puedan encontrarse similitudes con las investigaciones del 11-M.

Como son varios los aspectos tratados por las teorías conspiracionistas, he buscado una única Sentencia, lo más actual posible, para cada uno de esos aspectos para no hacer demasiado extenso el artículo.

Explosivo desconocido

Aunque ya expuse que hay métodos indirectos (las pruebas indiciarias o indirectas) que podrían llevar a determinar la marca comercial de la dinamita utilizada en los trenes, hay Sentencias condenatorias a etarras a pesar de no haber podido determinarse ni tan siquiera si el explosivo era dinamita o era de otro tipo.

A este respecto, citaré la Sentencia 230/2006 del Tribunal Supremo; la Sentecia en sí misma es la contestación a un recurso por parte de la acusación por haber sido absuelto uno de los sospechosos (Esteban), pero se citan los hechos probados de la Sentecia 50/2004 de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional (página 1):

"Primero.- Sobre las 8 horas del día 23 de mayo de 1994, el procesado Imanol ya juzgado y condenado por esta Sala por Sentencia de 08/02/2000, en compañía de otras personas a las que no afecta esta resolución, con las que previamente se había concertado, todas ellas integrantes de denominado "Comando Madrid" de la organización terrorista ETA, hecho por los que se han perseguido actuaciones independientes, con la intención de privar de la vida al Teniente del Ejército D. Blas, colocaron un artefacto explosivo tipo lapa de composición y sistema de iniciación desconocida en los bajos del coche, justamente en la vertical del asiento del conductor [...] Sobre las 8,40 del día señalado y tras reanudar su viaje y a la altura del KM 6 de la Carretera Nacional-V de Extremadura, estalló el artefacto explosivo causando la muerte instantánea por politraumatismo a D. Blas [...]".

Para evitar confusiones o malinterpretaciones, es necesario aclarar que quienes ya han sido condenados por este asesinato son Imanol y otras personas que lo acompañaban, y que el recurso a que se contesta en esta Sentencia afecta a una tercera persona llamada Esteban, que no fue condenada por este atentado en concreto. Por lo tanto, Imanol y las otras personas que lo acompañaban sí fueron condenadas por este atentado.

Es decir, se ha condenado a varios integrantes del Comando Madrid de ETA por la muerte de un Teniente del Ejército (D. Blas) en un atentado del que se desconocen tanto el tipo de explosivo utilizado como el sistema de iniciación. Por lo tanto, la indeterminación de la marca comercial del explosivo utilizado, aun cuando sea imposible deducirla del resto de indicios, no significa ni que el Sumario se venga abajo ni que no pueda incriminarse a los culpables.

Autorías conjuntas

Las autorías conjuntas de delitos no tienen el mismo tipo de tratamiento que las autorías individuales; para este caso, utilizaré como ejemplo la Sentencia 179/2006 del Tribunal Supremo, referente a la quema de un autobús por varios individuos dentro de la kale borroka. Aunque la Sentencia en su conjunto es interesante por cuanto se recurren aspectos que podrían ser recurribles también en el caso del 11-M (recomiendo la lectura de las 12 páginas de la misma), intentaré realizar un extracto de los aspectos más interesantes de la misma.

La Sentencia recurrida fue dictada por la Sección Cuarta de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional el 11 de Marzo de 2005, y entre sus hechos probados están los siguientes (páginas 1 y 2):

"[...] puestos de común acuerdo y en compañía de otras personas por el momento no identificadas, siguiendo consignas o con intención de coadyuvar a los fines que pretende la organización terrorista ETA, [...] procedieron a lanzar artilugios incendiarios de los denominados "cócteles Molotov" en su interior, quedando dicho vehículo totalmente calcinado. Todos los integrantes del grupo, entre seis y ocho personas, iban encapuchados para no ser identificados y tras cometer el hecho abandonaron el lugar por la parte derecha de la carretera, por la que se accede a la llamada presa de Buya, habiendo un túnel que pasa por debajo de la Autopista A-68 en su kilómetro 0 y pasado el túnel a unos 50 metros hay una pequeña explanada en la parte derecha de la calzada, donde los Agentes de la Policía Autónoma Vasca que acudieron inmediatamente de ocurrir los hechos recogieron varias evidencias en nº 1 a 10 que fueron remitidas para su examen a la Policía Científica, que posteriormente las analizó y comparó con el ADN de colillas recogidas a los citados procesados llegando a la conclusión de que correspondían a los mismos. [...]"

Por lo tanto, en los hechos probados no se incluye a ningún testigo que reconociera a los condenados y las evidencias incriminatorias no se encontraban tampoco en el lugar de los hechos.

El recurso de la defensa se basa en varios hechos que pueden tener cierto paralelismo con el 11-M; el primero que trataré aquí son las declaraciones inculpatorias de dos de los imputados respecto al tercero (Fundamento de Derecho Quinto, en la página 10).

"No se pone en duda el valor probatorio de tales declaraciones, aunque justo es decirlo, al Tribunal Constitucional se suscita, con razón, ciertos recelos un testimonio para cuya emisión no se exige la prestación de juramento y por ende, no se halla compelido el declarante a decir la verdad con apercibimiento de cometer delito si no lo hace, siendo preciso en estos casos el establecimiento de unas cautelas que no son otras que la concurrencia de corroboraciones probatorias objetivas de carácter periférico.

No debe reputarse como tal corroboración recíproca el testimonio de uno frente al otro y viceversa, pues ambos adolecen del mismo déficit garantista.

En realidad debería ser analizada tal prueba con extremado cuidado en el plano subjetivo: excluyendo o poniendo en entredicho testimonios evacuados por odio, venganza, resentimiento, soborno, ventajas procesales, autoexculpación o cualquier otro motivo o razón espuria que permita afirmar la incredibilidad subjetiva del declarante; y en el plano objetivo acudir a las referidas corroboraciones.

[...] En nuestro caso, se contó además, como prueba pericial de cargo, más que corroborada, con la pericial de ADN que confirmó con altísimo grado de seguridad la participación de los acusados en los hechos por los que se les condena.

Tampoco afloran razones de orden subjetivo que hicieran dudar de la sinceridad del testimonio en su día prestado."

Por lo tanto, la declaración inculpatoria de un imputado respecto a otro (recordemos que los imputados no están obligados a decir la verdad) puede aceptarse como prueba cuando exista una corroboración objetiva (como pueda ser el caso de un informe pericial o de un testigo) y cuando se pueda deducir razonablemente (por parte del juzgador) que esa declaración es creíble.

Otro de los aspectos tratados en esta Sentencia es la colaboración con la banda terrorista ETA que se les imputa a los acusados (Fundamento de Derecho Séptimo, en la página 11):

"1. Consideran los recurrentes que no existe base probatoria alguna para considerar que su intención fuera la colaboración o ayuda a las finalidades de la organización ETA, ya que no existen en ellos elementos ni estructurales ni ideológicos, entendiendo por tales, la organización estable y establemente dirigida a la consecución de fines políticos mediante la violencia y la creación de un clima de alarma y terror con la adscripción intelectual al ideario y fines de una organización o estructura terrorista.

2. La naturaleza del motivo hace que debamos ajustarnos a los términos de la declaración de hechos probados. En ellos se dice refiriéndose a los acusados que "puestos de acuerdo... siguiendo consignas o con intención de coadyuvar a los fines que pretende la organización terrorista ETA...".

De ahí claramente se desprende que la conducta típica imputada y acreditada se debe incluir dentro de la colaboración con banda armada. No es preciso, pues, la concurrencia en el hecho del elemento estructural de una organización estable, sin perjuicio de que también los individuos que practican la lucha callejera en el País Vasco, estén organizados. Su conducta es de colaboración con la banda terrorista.

Esa idea sí fue fundadamente inferida por el Tribunal en atención al hecho cometido y sus consecuencias ante la ausencia de cualquier otro móvil diferente a la producción de una alteración del orden público o del "statu quo" jurídico-político por vías violentas, amedrentando a las personas."

Es decir, que no es necesaria una estructura organizativa clara dentro de un grupo para considerar su actuación dentro de los delitos terroristas ni una relación directa con una banda terrorista organizada.

Por último, dentro de este apartado incluiré el Fundamento de Derecho Octavo (página 11), que habla por sí mismo:

"La razón de la protesta hemos de hallarla en la ausencia de prueba que justifiquen que los acusados fueran los porteadores de los aparatos o instrumentos explosivos o inflamables.

Los hechos probados a los que debemos plena sumisión afirman su existencia, posesión y posterior utilización, como prius necesario para alcanzar los efectos voluntariamente perseguidos con la explosión de tales aparatos.

El testigo conductor explicó la dinámica comisiva del grupo de encapuchados, haciendo uso de los artefactos incendiarios lanzados contra el autobús, con sucesivas explosiones.

Si lo que quieren referir los recurrentes es que no fueron ellos los que materialmente portaban esos medios con anterioridad a la provocación del incendio, tampoco el argumento merece acogida ante la evidencia de un caso de autoría conjunta, según la cual todos los partícipes, encapuchados, se concertaron para una acción, distribuyéndose sus cometidos que todos ellos aceptan, hallándose sus componentes en situación de sustituir al compañero en la dinámica delictiva desplegada, asumiendo como propios los actos de los demás.

En definitiva, ante una hipótesis de coautoría, la individualización de ciertos actos materiales concretos es irrelevante, si el grupo estaba conforme en la realización de lo que hizo y para ello contribuyó cada uno con su aportación relevante, causal y directa al hecho criminal."

Es decir, que aun sin poderse determinar exactamente quién lanzó cada uno de los cócteles Molotov, el posterior incendio no se hubiese podido producir si antes no existían esos artefactos, si antes no los hubiesen tenido y si antes no hubiesen sido utilizados contra el autobús; pero, además, cualquiera de los integrantes del grupo es responsable de la existencia, de la posesión y de la utilización de los mismos.

Otros datos interesantes

Como ya he comentado anteriormente, esta última Sentencia es interesante por cuanto da validez a pruebas que en un principio pudieran parecer endebles, bien por fallos procedimentales o bien por otras cuestiones, por lo que insisto en su lectura completa.

Adicionalmente, hay otras Sentencias del Tribunal Supremo también recomendables por diversas razones, como la 880/2006 (interesante respecto a las pruebas indiciarias) o la 648/2006 (relativa a la coimputación).

En cualquier caso, la consulta a la Base de Datos de Jurisprudencia del Tribunal Supremo puede aportar elementos de juicio interesantes en cuanto a delitos terroristas.

jueves, 26 de octubre de 2006

Hipótesis desechadas

Un Blog que se autoproclama buscador de la verdad del 11-M, en el que se pueden encontrar las hipótesis más absurdas acerca de lo que realmente ocurrió el 11-M o acerca de los verdaderos autores del 11-M, como se supone que es el Blog de Luís del Pino, no sólo ha desechado desde hace mucho tiempo (por no decir desde el mismo momento de nacer) una parte de esas hipótesis, sino que, finalmente, ha decidido cerrar las puertas a cualquier opinión que pueda contravenir la versión particular (nunca reconocida como tal por miedo -o debería decir pánico- a ser fulminantemente rebatida) de quien se ha erigido como líder espiritual de un movimiento que cada día sobrepasa con creces el calificativo de secta.

Los miedos, los complejos de inferioridad o la sensación de vulnerabilidad de sus propias teorías; o tal vez el hasta ahora ocultado (o mejor, sutil) poder de la censura, la prepotencia o la consideración de verdades absolutas de unas teorías delirantes. Cualesquiera que sean las verdaderas razones, lo cierto es que desde ayer se inició el paso definitivo para considerar a los Peones Negros una secta cerrada, sin opción a escuchar opiniones que puedan contradecir las consignas de su líder; sólo se permite el acceso desde ayer a aquellas personas dignas de entrar según los criterios de los censores del Blog; sólo se permite el acceso desde ayer a aquellas personas que sean capaces de asumir sin rechistar lo que Luís del Pino haya dicho en sus Enigmas, que desde ayer se han convertido en Mandamientos (y van 30). Ya tienen su verdad para ellos solos, sin nadie que pueda interferir; que la difruten en su propio templo.

Es decir, que pase lo que pase en el juicio, se declaren los culpables que se declaren, se aporten las pruebas que se aporten, se clarifiquen las dudas que se clarifiquen, en su templo ya no hay opción para la otra verdad, para la verdad que el resto de españoles conoceremos cuando acabe el juicio.

Pero que no esperen que no se les critique, porque que ellos no quieran oir, no significa que no haya quien siga viendo sus mentiras, sus patrañas y sus manipulaciones; en este artículo acabaré las dos tareas pendientes que no me han dejado acabar en su templo: las hipótesis desechadas por los Peones Negros (quién mintió a los españoles y quién intentó ocultarnos la verdad) y una contestación a XLuis, un Peón Negro maleducado con aires de superioridad (todo un niño -si no lo es físicamente, sí lo parece mentalmente- pijo repelente, vamos).

Las declaraciones forzadas de Dezcallar

El día 13 de Marzo de 2004 a las 18:30, Jorge Dezcallar (entonces Director del Centro Nacional de Inteligencia) compareció ante los medios para asegurar que el CNI estaba trabajando en la tesis de ETA como autora de los atentados y así acallar las informaciones que la Cadena SER estaba dando desde primeras horas de la tarde (que el CNI estaba trabajando al 90-99% en la tesis islamista).

Recordemos que el día 11 por la tarde (sobre las 17:30) ya se conocía el descubrimiento de la Kangoo, con detonadores diferentes a los utilizados habitualmente por ETA y con una cinta de audio con versos coránicos; recordemos que ese mismo día 11 por la mañana (sobre las 11:00), Arnaldo Otegi compareció en público para advertir de que se mirara hacia la resistencia árabe; recordemos que esa noche, a las 2 de la madrugada, se encontró una mochila con 10 Kg de Goma-2 ECO (ETA utiliza habitualmente la Titadyne que robó en Francia en 1999 y 2001) lista para explotar y procedente de uno de los trenes; recordemos que ETA emitió un comunicado el día 12 (sobre las 18:30, unos minutos antes de las manifestaciones multitudinarias convocadas para las 19:00) desvinculándose completamente de los atentados; recordemos que, como se ha publicado recientemente (y como así consta en el Sumario), la Guardia Civil tenía grabadas al menos dos conversaciones de dirigentes etarras o batasunos del mismo día 11 en las que comentaban entre ellos que nadie había dado órdenes de realizar un atentado en Madrid; y recordemos, finalmente, que la detención de Jamal Zougam y de otras cuatro personas se produjo el día 13 a primeras horas de la tarde (bastante antes de la comparecencia de Dezcallar).

¿Qué dijo Jorge Dezcallar en la Comisión de Investigación del Congreso al respecto? Ante una pregunta de Gaspar Llamazares, el ex-Director del CNI contesta (en la página 27 de la Sesión nº 7, del 19 de Julio de 2004):

"Vamos a ver. Antes he dicho que el centro, durante el tiempo que yo he estado, ha sido independiente, y debo decir que el Gobierno anterior ha respetado bastante escrupulosamente esa independencia. A mí no me han dado ordenes, no me han dado instrucciones. Es cierto que he dicho que el sábado me llamó muy excitado el secretario de Estado de Información para decirme que dijera algo, que estaban diciéndose cosas que no eran ciertas, pero hay que ver la situación que estaba viviendo el Gobierno ese sábado también. A mí nadie me dio instrucciones para que hiciera nada. Soy responsable de lo que se ha hecho y punto."

No recibió órdenes ni instrucciones de un Secretario de Estado que le llamó muy excitado el sábado para que dijera algo. Es más explícito cuando el Diputado por ERC, Cerdà Argent, le pregunta si recibió alguna presión de ese Secretario de Estado, el señor Timmerman (página 20 de esa misma Sesión):

"Sí, la recibí. En aquellos momentos había muchos nervios en muchos sitios. A mí me llamaron, no una vez sino varias veces, diciéndome: ¿Es verdad que estáis informando? ¿Es verdad que el CNI está diciendo lo que no es verdad? Y como no era verdad que el CNI hubiera abandonado totalmente una línea de investigación en beneficio de otra, yo aclaré eso, y no dije nada del 99, el 88 o el 42 por ciento. No desmentí, maticé."
En la propia Comisión de Investigación del Congreso (páginas 20 y 21, a preguntas del Diputado por ERC, Cerdà Argent), Jorge Dezcallar concretó que en el momento de realizar esas afirmaciones desconocía las detenciones realizadas y que, de haberlas conocido, no hubiese realizado esa matización; sin embargo, esas detenciones sí las conocían Eduardo Zaplana y el Secretario de Estado de Comunicación (que dependía del Portavoz del Gobierno, que en aquellos momentos era Eduardo Zaplana) cuando llamaron a Dezcallar, pues se habían producido a primeras horas de la tarde.

Es decir, que de las palabras de Dezcallar se desprende que el Secretario de Estado de Comunicación le llama varias veces a lo largo del sábado, un tanto excitado, para preguntarle si es verdad que habían abandonado totalmente la línea de investigación de ETA, lo cual no era cierto (estaban dedicando un 1-10% a la investigación de la autoría de ETA, según la información facilitada por la propia Cadena SER); a Dezcallar le presionan para que comparezca y desmienta que el CNI ha abandonado totalmente la línea de investigación de ETA para contrarrestar la información de la Cadena SER y Dezcallar, sin ser informado (aunque hubiese sido de pasada) de las detenciones por el Secretario de Estado de Comunicación (dependiente de Eduardo Zaplana), dice que no se ha abandonado totalmente la línea de investigación de ETA.

La insistencia en la autoría de ETA

En el punto anterior he hecho un repaso a las principales pruebas que fueron apareciendo hasta la comparecencia del entonces Director del Centro Nacional de Inteligencia, Jorge Dezcallar, el sábado 13 por la tarde; en las declaraciones tras las detenciones, el entonces Ministro del Interior, Ángel Acebes, todavía insistió (a las 20:30 horas) en la autoría de ETA.

La cinta de reivindicación de los atentados, encontrada a las 19:30 en los alrededores de la Mezquita de la M-30, no fue hecha pública hasta las 2 de la madrugada del mismo día de las Elecciones Generales; aun con estos datos, Ángel Acebes, en pleno día electoral, insistió una vez más en la autoría de ETA, esta vez ya sólo como posible colaboradora en los atentados, pero tuvo que nombrarla.

Lo que no puedo llegar a entender es por qué los Peones Negros esfuman sus ansias de saber la verdad cuando se trata de hurgar en las razones por las que durante el 11 al 14 de Marzo de 2004 el Gobierno mintió a todos los españoles desviando la atención hacia ETA cuando todos los indicios que iban apareciendo hacían referencia a otro tipo de terrorismo. Utilizan el qui prodest (a quién beneficia) para culpabilizar al PSOE de los atentados del 11-M, pero se olvidan de todo cuando el beneficiario de las mentiras, manipulaciones y patrañas es el PP; no se acuerdan de la Guerra de Irak, no se acuerdan de las amenazas de Ben Laden, no se acuerdan de las posteriores referencias a Madrid en dos vídeos de Al Qaeda...

Una memoria demasiado selectiva como para pensar en unos inmaculados ciudadanos ansiosos de la verdad.

Hemeroteca

La Cadena SER, tras las acusaciones de manipulación vertidas contra esa emisora por el ex-Presidente del Gobierno, José María Aznar, en su comparecencia (el 29/11/2004) en la Comisión de Investigación del Congreso, puso a disposición su programación completa de los días 11 al 14 de Marzo de 2004 para poder ser consultada por quien quisiera comprobar sus informaciones (los archivos pueden descargarse también desde el Fondo Documental de los Peones Negros). Es interesante también consultar la nota de prensa que esa emisora hizo pública tras las declaraciones de José María Aznar.

El Mundo ha abierto también al público su hemeroteca, con lo que pueden consultarse las noticias publicadas durante esos días en su edición electrónica (los titulares de la edición escrita también pueden ser consultados, pero las noticias completas son de pago).

ABC también dispone de un archivo en el que pueden ser consultados los titulares, pero que, como ocurre con la edición escrita de El Mundo, el contenido completo es de pago.

Respuesta a un pijo malcriado

XLuis dejó un mensaje en el Blog de Luís del Pino que no le pude contestar tras las nuevas restricciones del Blog (veo que a lo largo de todo el día de ayer siguió insultándome aprovechando que no le puedo rebatir); esta es la transcripción de su mensaje:

"Koko, deberías sujetar a tus maleducados chicos. Una cosa es ser un indecente y otra no tener educación y maneras.

Y para los dos, yo tengo el íntimo convencimiento de que la eta participó en el 11M, por varias razones.

1.- Oportunidad. Era el grupo terrorista mejor posicionado y con su mejor logística y la mayoría de sus efectivos en España.

2.- Adaptación al entorno. Aunque digan que no son españoles lo cierto es que si les quitas el arito de la oreja y no es demasiado cabezón, cualquiera de ellos puede pasar por el natural de otra provincia española.

3.- Camuflaje. Siempre pueden recurrir a una gorra para evitar las cámaras o a hablar en "raro" y decir que hablan en bulgaro.

4.- Interés y beneficio. Estaban a punto de ser acogotados. Ahora van de la mano del presidente del gobierno al Parlamento Europeo. Ni ellos esperaron nunca llegar tan alto ni el presidente por asesinato múltiple caer tan bajo.

Dicho lo anterior tengo que reconocer que no hay pruebas fechaciente, de momento, que les implique.
Ni siquiera soy capaz de reconocer a "asier" en la foto.

Así que vosotros deberíais explicar porqué razón, según vosotros, fueron los moros de lavapies, sin ayuda socialista u "oficial", los que realizaron el atentado. De forma fechaciente.

Y deberíais explicar porqué razón pensais que el atentado del 11M lo ha cometido
cualquier grupo terrorista del mundo EXCEPTO LA ETA.

¿Porqué esa excepción?

Os debería resultar sencillo explicarlo. Si os falta experiencia, preparación o práctica quizá deberíais comenzar con una tarea más sencilla. Como por ejemplo, encontrar a vuestro padre.

Y por último, la razón más importante por la que tengo el íntimo convencimiento de la posible participación de la eta en el 11M.

5.- Antecedentes.
Esos hijos de madre muy apropiada a su catadura moral, llevan asesinados a +- 800 españoles y algún que otro extranjero.
Han asesinado hombres, mujeres de toda condición, incluso embarazadas y niños de todas las edades, desde 6 meses el menor. Y así hasta 800.

Una reflexión. Ahora estamos en batallitas que podeis ir ganado. Ganasteis la del asesinato de casi doscientos inocentes y el intento de asesinato con 1.700. Habeis ganado, de momento, la de asociaros con la eta.
Pero estais perdiendo las más importantes.
Las víctimas siguen adelante a pesar de vuestros intentos por comprarlas, amenazarlas, retirarlas subvenciones, negarlas el dinero que les corresponde, difamarlas, entorpecer el normal funcionamiento de sus abogados, poner trabas y pegas al por mayor, haber enviado al sobrino del seboso a hacer las Españas para buscar clientes enviando cartas a las víctimas del terrorismo, haber enviado cartas a las víctimas para decirlas que no hace falta que vayan con abogado a los juicios, decirlas que no tienen que hacer reclamaciones...
La sociedad sigue adelante a pesar de haber quitado al fiscal Fungairiño, del apoyo vuestro a los falsificadores de documentos oficiales, del biberón cargado de luminaletas que suministrais a los amorfos que todo se tragan a través de TVE y El Pais, de que Garzón se convierta en presunto prevaricador, de que el fiscal gral del estado de ordenes para que a los terroristas se les pida menos penas, de que de ordenes para rebajar las ya pedidas...

Lo teneis francamente jodido. Por dos razones importantes: No teneis razón y no teneis Moral.

Y frente a vosotros hay una multitud, cada vez mayor, cargada de razones y de MORAL, que quieren saber, por cierto;
¿Ya sabes que explosivo se utilizó en los trenes? ¿Ya has visto las fotos de los restos de los artefactos de los trenes?"
Mi contestación, afectada por la nueva censura preventiva (y, por lo tanto, no publicada), iba a ser ésta:
XLuis (del hilo anterior):

"yo tengo el íntimo convencimiento de que la eta participó en el 11M [...] tengo que reconocer que no hay pruebas fechaciente, de momento, que les implique".

Totalmente de acuerdo. Puedes estar convencido y tener toda la fe (íntima, en tu interior, sí señor), pero no hay pruebas, ni fechacientes ni de ningún tipo. ¿Hay pruebas en otras direcciones y que apunten a otras personas? Tienes todo un Sumario. Ahora, si estás íntimamente convencido de que todo el Sumario es falso, el problema lo tienes tú, no yo. Porque a los que se va a juzgar es a los que se les han encontrado indicios; que tú estés íntimamente convencido de que no han sido ellos no nos sirve ni a los españoles, ni a la justicia ni a las víctimas. A tí puede que te sirva, pero al resto no.

Me dices que estás íntimamente convencido de que fue ETA por:

"1.- Oportunidad. Era el grupo terrorista mejor posicionado y con su mejor logística y la mayoría de sus efectivos en España. [...] 4.- Interés y beneficio. Estaban a punto de ser acogotados".

O estaban bien posicionados o estaban acogotados. Intenta aclararte antes de lanzar un comentario como "Si os falta experiencia, preparación o práctica quizá deberíais comenzar con una tarea más sencilla. Como por ejemplo, encontrar a vuestro padre". No sabes argumentar sin insultar y eso, por sí solo, te quita gran parte de la razón que puedas tener; me parece que esa educación que exiges que tengan los demás es lo primero que deberías tener tú, y por desgracia no la tienes.

Los antecedentes, como bien sabrás, también los tienen los terroristas islámicos. ¿O es que el terrorismo islámico es un fenómeno que nació el 11-M y que se inventó Zapatero para ganar unas Elecciones?

Razones he expuesto algunas aquí (que tú no estés íntimamente convecido de ellas no quiere decir que no lo sean).

Y moral tengo más que el Alcoyano.
Y añado: XLuis, la idiocia es una enfermedad crónica; no hay medicina que la pueda curar. Habrás de llevarla contigo toda la vida; lo mejor es asumirlo.

Epílogo de mi participación en el Blog de la secta

Uno de mis últimos mensajes antes de dar por iniciada la censura preventiva versaba sobre una de las múltiples contradicciones en las afirmaciones del líder de la secta; no sé si contribuyó o no a la nueva censura preventiva, pero, por si hubiese contribuído a ello, lo repoduzco aquí para que se pueda entender mejor la nula aceptación de sus propios errores y contradicciones (el líder no se equivoca nunca, y si creemos que se equivoca es porque estamos manipulando sus palabras):


zp11m (#411):

¿Hay alguna alteración en el texto de Luís del Pino? Si no os gustan las conclusiones de su artículo, se lo tendréis que hacer saber a Luís del Pino, no a mí.

Pero mira, ya que citas ese artículo, te lo voy a volver a citar y te citaré una frase de hoy mismo.

Luís del Pino (26/04/2006): "De hecho, el valor de corriente que hemos medido en las pruebas (en torno a 550 mA) es suficientemente elevado como para que en la mayoría de los casos el detonador pueda llegar a explotar (y de hecho así parece que sucedió en las pruebas realizadas por los Tedax)...."

Luís del Pino (Hoy): "La pregunta es: esa radiografía de la mochila de Vallecas, ¿se hizo realmente el 12 de marzo? ¿O se hizo posteriormente para poder tener una explicación de por qué esa mochila no había explotado en los trenes, en vista de que las explicaciones anteriores (fallo en la programación de la hora, fallo en la programación de la fecha) no iban a resistir el análisis del juez?"

Conclusión: Si no explotan siempre (suficientemente elevado como para que en la mayoría de los casos el detonador pueda llegar a explotar), no era necesario falsificar ninguna radiografía para resistir ningún análisis de ningún Juez. Era una simple cuestión de probabilidades.

jueves, 19 de octubre de 2006

¿Es falso o no es falso?

Es desesperante intentar razonar con quien está convencido (absorbido, iluminado, abducido, captado o como se prefiera llamar) de que es más posible, más probable o completamente cierto que los atentados del 11-M fueron un complot mundial contra el Partido Popular en el que participaron oscuras fuerzas malvadas socialistas, policiales, internacionales, periciales y todo el etcétera imaginable y por imaginar.

Mi último intento de razonar en el Blog de Luís del Pino fue una explicación referente a Leganés: por qué no había sangre en las paredes y por qué no se realizaron las autopsias a los suicidas. Demostrado que sí se realizaron las autopsias (y así se recoge en las páginas 203 y 204 del Auto de Procesamiento) y que en las paredes de los trenes tampoco había restos de sangre (ver las dos fotografías del interior de los trenes en este artículo), Luís del Pino dice ahora que sí había autopsias, pero que no son verdaderas autopsias. Y no sólo eso, sino que tenemos a un nuevo perito dentro del complot mundial contra el PP: el que firmó el informe de las falsas autopsias (José Luís Prieto Carrero), al que se le acusa de haber comparecido ante la Comisión de Investigación. ¿Y de qué se le acusa? De haber comparecido a petición del PSOE, lo que le convierte en afín, simpatizante, afiliado o algo (el qué es lo de menos) del PSOE. Suma y sigue.

Harto de ridículos razonamientos sin fundamento a los que se responde con un razonamiento aun más ridículo y con menos fundamento (eso sí, siempre completa y fehacientemente demostrado, cómo no), que al final siempre acaban siendo la prueba demostrada y definitiva de las manipulaciones, falsedades y falsificaciones de algún policía (socialista, por supuesto), de algún perito (socialista, por supuesto), de algún afiliado, simpatizante o afín al PSOE (etarra, por supuesto), de algún agente secreto extranjero (socialista, por supuesto), de algún Juez (socialista, por supuesto) o de quien más estorbe en cada momento (socialista o etarra, por supuesto), voy a intentar dejar claro qué falsedades en las investigaciones del 11-M han logrado demostrar los Peones Negros y sus líderes (espirituales, porque intelectuales no logro verlos por ningún lado) y cuales no.

¿Explotó dinamita en los trenes?

La respuesta es muy fácil. Hay un informe del Laboratorio de los TEDAX que dice que en 10 de los 12 focos de las explosiones se detectaron componentes de las dinamitas.

¿Es falso ese informe, sí o no?

Si no es falso, lo que estalló en los trenes fue dinamita. O es dinamita o el informe es falso.

Si consideran que es falso, ya conocen el camino que han de seguir los informes falsificados como el del ácido bórico. Sólo hay que denunciar por falsificación a quien firmó ese informe pericial: al Comisario Jefe de la Unidad Central de Desactivación de Explosivos y NBQ (Juan Jesús Sánchez Manzano) y al Licenciado en Ciencias Químicas con número de Carnet Profesional 17.653. ¿A qué están esperando para iluminar nuestro camino y mostrarnos la verdad?

¿Se hizo autopsia a los suicidas de Leganés?

Respuesta fácil también. Hay un informe del Instituto Anatómico Forense que especifica que la causa de la muerte de los siete suicidas fue una explosión de carácter suicida.

¿Es falso ese informe, sí o no?

Si no es falso, en el piso de Leganés se suicidaron siete terroristas. O se suicidaron o el informe es falso.

Si consideran que es falso, ya conocen el camino que han de seguir los informes falsificados como el del ácido bórico. Sólo hay que denunciar por falsificación a quien firmó ese informe pericial: al Médico-Forense José Luís Prieto y a la Doctora en Ciencias Biológicas especialista en Entomología y Antropología Forense Concepción Magaña. ¿A qué están esperando para iluminar nuestro camino y mostrarnos la verdad?

¿Es falsa la bolsa de deportes desactivada en Vallecas?

Otra respuesta fácil. El Juez del Olmo hizo comprobar la cadena de custodia de esa bolsa de deportes, llamando a declarar a todos los policías que trasladaron efectos desde la Estación de El Pozo hasta IFEMA y desde IFEMA hasta la Comisaría donde fue encontrada. Todos los policías que declararon confirmaron que no se detectó ningún movimiento extraño y que no se abrieron los bolsones en los que iban los efectos.

¿Son falsas esas declaraciones, sí o no?

Si no son falsas, la bolsa de deportes estaba en el tren de la Estación de El Pozo. O estaba en el tren o las declaraciones son falsas.

Si consideran que son falsas, ya conocen el camino que han de seguir las pruebas falsificadas. Sólo hay que denunciar por falsificación de pruebas a quienes custodiaron la bolsa de deportes: los policías nacionales con Números de Carnet 16.132, 87.407, 87.141, 24.420, 87.843, 88.659, 87.750, 89.324 y 88.941. ¿A qué están esperando para iluminar nuestro camino y mostrarnos la verdad?

Concluyendo

Estos tres ejemplos pueden trasladarse sin demasiada dificultad al resto de pruebas e informes del Auto de Procesamiento y del Sumario, incluyendo la Kangoo (falsificación de pruebas), el Skoda Fabia (falsificación de pruebas), los vídeos reivindicativos encontrados en Leganés (falsos testimonios y falsificación de pruebas) y todas aquellas pruebas que los Peones Negros consideran falsas, manipuladas o plantadas.

Conocen el delito, conocen a los autores, pero no presentan ninguna denuncia. ¿Por qué? ¿Qué están ocultando? ¿Qué están buscando? ¿Qué quieren conseguir? ¿A quién quieren engañar?

Acusar sin denunciar reporta beneficios económicos para algún periódico, para algún libro, para alguna emisora de radio, para algún medio digital... y arriesgarse a denunciar ante un Juez puede suponer el cierre definitivo del grifo ante lo endeble de sus acusaciones, como ya se ha demostrado con la única denuncia presentada hasta ahora (recordemos una vez más el ácido bórico). Ética periodística en estado puro.

P.D.: Hay quien todavía no se cree las razones por las que pasó de una mayoría absoluta a la oposición e insiste en buscar otras razones menos dañinas para su propia imagen; el Estado debería poner a su disposición un buen y gran equipo de psicólogos (bueno porque serán necesarios expertos de reconocido prestigio dada la magnitud de la realidad paralela en la que viven algunos y grande porque será necesaria una rotación contínua de psicólogos para no desesperar en el intento) antes de que acaben convirtiéndose en enfermos de manías persecutorias (si es que alguno no ha pasado ya al nivel de enfermo crónico, que es lo que me temo).

martes, 17 de octubre de 2006

El destape

Por si alguien tenía dudas sobre quién dirige a los Peones Negros, hoy Luís del Pino nos lo deja claro a los demás, pero también a quienes escriben en su Blog:

Se ha debatido mucho en el blog la conveniencia o no de criticar al PP por la forma de ejercer oposición. Quienes piensan que esas críticas no deberían realizarse aquí parten de una idea correcta: "el PP es el único partido que está haciendo algo, aunque sea tímidamente, para aclarar el 11-M y también es el único partido que se opone a la rendición del estado ante ETA". La idea es, repito, correcta.
Es decir, queda terminantemente prohibido criticar al PP en el Blog de Luís del Pino a partir de hoy. Pero esto no es todo; por si a alguien todavía no le quedaba claro en qué margen de la derecha están estos individuos, Luís del Pino también lo deja meridianamente claro:
El PP no necesita que ningún electorado de centro le de la victoria: al PP le basta con conservar su electorado movilizado y conseguir, con una oposición feroz, que ese electorado que dio la victoria a Zapatero gracias a las 10 bombas del 11-M vuelva a refugiarse en la abstención.
Concretando un poco más:
Criticar a Piqué y a Gallardón no es criticar al PP, sino tan sólo criticar a lo que de peor hay en el PP. Igual que criticar la labor de oposición del PP, por floja, no es criticar al PP, sino tratar de señalarle lo que está haciendo mal, precisamente para que lo empiece a hacer bien.
Ha empezado la Campaña Electoral también en el Blog de Luís del Pino. Ahora pueden venir con gaitas de que acusarles de ultraderechistas es para demandarnos; y si no, que expliquen dónde hay que encuadrar a quien dice que "el PP no necesita que ningún electorado de centro le de la victoria".

viernes, 13 de octubre de 2006

Auto destructivo

El Auto dictado el pasado día 10 por Garzón va a tener consecuencias de envergadura para la credibilidad de las teorías del Golpe de Estado y para los teóricos que las han estado sustentando durante estos últimos meses. No sólo porque ha desmoronado las acusaciones sobre el supuesto intento del Ministerio del Interior por ocultar o falsificar pruebas que incluyeran a ETA como partícipe o colaboradora en los atentados del 11-M, sino porque supone justamente lo contrario: se ha intentado incluir a ETA como colaboradora o partícipe de los atentados del 11-M falsificando informes.

Tramitación del informe pericial 48-Q3-05

El 21/03/2005, tres peritos firman un informe pericial referente a la aparición de una sustancia blanquecina en el registro del domicilio de Hassan El Haski en Lanzarote; el resultado de dicho informe concluye que se trata de ácido bórico. Adicionalmente, los peritos incluyen unas observaciones, en las que se hace referencia a otros dos informes periciales relacionados con hechos terroristas en los que se encontró también ácido bórico: el 524-Q1-99 (en el que se encontraron 2,1 Kg de ácido bórico en el registro del domicilio de un antisistema) y el asunto 868-Q1-01 (en el que se econtró ácido bórico en el registro de un piso franco de ETA); en esas observaciones se incluye la posible relación entre los tres casos en los que ha aparecido esta sustancia, incluyendo la posibilidad de que se trate de los mismos autores (Hecho Primero, en la página 1 del Auto).

Este informe inicial es entregado por uno de los peritos a su superior (el Jefe de Laboratorio), que considera fuera de lugar las observaciones acerca de la relación entre los tres casos y le indica que rectifiquen dicho informe eliminando esas observaciones, a lo cual se niega su subordinado, proponiéndole éste la reasignación del caso a otro perito y entregándole a su superior una copia del informe original en formato Word para que lo modificara el nuevo perito asignado al caso (Puntos 2, 3 y 4 del Apartado [B] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 12 del Auto).

El Jefe de Laboratorio se reasigna el caso a sí mismo, modificando el informe inicial sin incluir las observaciones (que, aun así, pudieron ser incluidas por los tres peritos en el informe pericial oficial y definitivo mediante nota informativa debidamente sellada, tal y como se les invitó a hacer tras rechazar la modificación del propio informe) y firmando de nuevo el informe como perito facultativo; este informe modificado es el que se autentifica mediante el sello oficial de la Comisaría General de Policía Científica y el que se remite a la Comisaría General de Información para que sea trasladado al Juez instructor del 11-M (Puntos 4 y 5 del Apartado [B] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 12 del Auto). En el Libro Registro de Muestras se sustituye el nombre del perito inicial por el del Jefe de Laboratorio (mediante tippex), manteniéndose la firma del perito receptor (Punto 1 del Apartado [B] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 12 del Auto).

Ocultación de informes y datos adicionales

En las observaciones realizadas por los tres peritos se ocultan varios datos que son de especial relevancia para poder realizar la observación final respecto a las posibles relaciones entre los tres registros en los que ha aparecido el ácido bórico (Razonamiento Jurídico Primero, en la página 6 del Auto).

El informe 222-Q1-00, ampliatorio del 524-Q1-99 y firmado por dos de los peritos redactores del informe 48-Q3-05, no se incluye entre las referencias a anteriores pericias en las que aparece ácido bórico; en ese informe 222-Q1-00 se especifica que el ácido bórico no es una sustancia explosiva ni incendiaria (Puntos 4.(a), 4.(b) y 10.(b) del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en las páginas 7 y 8 del Auto).

Tampoco se incluye el informe 738-Q1-04, referente a la explosión de un taller de aparatos pirotécnicos, si bien este caso no tiene relación con hechos terroristas (Puntos 4.(d) y 10.(b) del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en las páginas 7 y 8 del Auto).

Además de la ocultación de estos dos informes en las referencias a anteriores casos en los que aparece ácido bórico, en el Auto se destaca que el informe 524-Q1-99 y el ampliatorio de éste (222-Q1-00) no corresponde a hechos terroristas, pues uno de los peritos que los redactaron reconoce que se remitieron al Juzgado de Instrucción nº 20, que no tiene competencias en delitos terroristas (Punto 5.b) de las Conclusiones del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 11 del Auto).

De mayor importancia que lo anterior es el hecho de ocultar que el ácido bórico necesita de otras sustancias para poder ser utilizado en explosivos, como TNT o mezclas sensibles a condiciones de PH básico (alcalino) que contengan aluminio (Puntos 1, 2 y 3 del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 7 del Auto).

Por último, en el informe final sobre el registro del piso franco de ETA ni tan siquiera se hizo mención a la presencia de ácido bórico en la vivienda, por lo que el informe 868-Q1-01 no fue remitido al Juzgado Central de Instrucción nº 4 ante la ausencia de conexión con el objeto investigado (se consideró acreditado que su uso era como producto de higiene personal y, por lo tanto, dicho informe quedó meramente como de uso interno), lo que se confirma tras la revisión de todos los manuales de explosivos intervenidos a terroristas de ETA, en los que no se hace mención alguna al ácido bórico como componente o material utilizado para la fabricación de explosivos. A esto habría que añadir la ausencia de mención a esta misma sustancia en los manuales encontrados en memorias externas en el piso de Leganés (donde se suicidaron siete de los sospechosos de los atentados del 11-M) (Puntos 6, 7, 9 y 10 del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en las páginas 8 y 9 del Auto, y Punto 2 de las Conclusiones del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 9 del Auto).

Posterior impresión y firma del informe 48-Q3-05

El 11/07/2006, tras la petición por parte del Ministerio del Interior de todos aquellos informes relativos a posibles relaciones entre ETA y el terrorismo islámico (incluido el 11-M), uno de los peritos que redactaron y firmaron el primer informe el 21/03/2005 comprueba que dicho informe no fue remitido a la Comisaría General de Información, sino que a ésta se le remitió el informe modificado por el Jefe de Laboratorio (de fecha 22/03/2005 y sin las observaciones).

Este perito, que conservaba la redacción original del informe rechazado por sus superiores en un disco en su poder (no estaba disponible en los ordenadores de la Comisaría General de Policía Científica), lo volvió a imprimir ese mismo día (el 11/07/2006) y lo dio a firmar a los otros dos peritos; realizó una copia del mismo y se la entregó a Andradas, el superior jerárquico del Jefe de Laboratorio, como si fuese el informe 48-Q3-05 definitivo que se le había remitido a la Comisaría General de Información en Marzo de 2005 (el autentificado y visado con el sello oficial de la Comisaría General de Policía Científica) (Punto 6 del Apartado [B] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 12 del Auto y Puntos a, b y c del Razonamiento Jurídico Tercero, en la página 13 del Auto).

Control de calidad

Garzón requirió la documentación interna de control de calidad vigente en la Comisaría General de Policía Científica (Punto 3 del Hecho Segundo, en la página 3 del Auto); el Manual de Normas de Procedimiento, confeccionado en Septiembre de 1995, es de obligado cumplimiento para todas las Unidades de esa Comisaría y es considerado el elemento fundamental de la política de calidad (Puntos 3.a) y 3.b) de las Conclusiones del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 9 del Auto).

En base a ese manual, y teniendo como objetivo la acreditación de sus procedimientos a nivel internacional, se redactó en Junio de 2000 el Manual de Calidad para el Laboratorio de Biología-ADN, cuyo contenido no es otro que la plasmación por escrito de las normas y procedimientos que se venían desarrollando en todos los laboratorios (Punto 3.c) de las Conclusiones del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 9 del Auto).

En este último Manual constan por escrito las funciones del Jefe de Laboratorio, entre las cuales se encuentra la revisión de los informes periciales. Asimismo, es función del Director Técnico la aprobación definitiva de esos informes periciales (Punto 3.c) de las Conclusiones del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 10 del Auto).

Según este mismo Manual, en el apartado de Observaciones de los informes periciales deben hacerse constar las muestras que se remiten con el informe pericial, las que se agotaron en el análisis o las que quedan conservadas en el Laboratorio (Punto 3.c) de las Conclusiones del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 10 del Auto).

Libro Registro de Muestras

Garzón considera que no ha existido ningún tipo de ocultación en este Libro Registro (que es de carácter interno y, por lo tanto, no oficial), pues en él se reflejan el origen (el receptor de las muestras, cuya firma no ha sido modificada), el cambio (sustitución de un perito por el Jefe de Laboratorio) y el resultado final (Punto 1 del Apartado [B] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 12 del Auto).

Aunque no entra a valorar si el procedimiento del cambio (el tippex) es más o menos correcto, sí destaca que es un procedimiento habitual (este Libro contiene numerosas rectificaciones con tippex), que los cambios los realiza el funcionario encargado del Libro y que, por lo tanto, este procedimiento no resulta ilícito ni oculta nada en este caso concreto (Punto 1 del Apartado [B] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 12 del Auto).

Intencionalidad

Las afirmaciones contenidas en los tres apartados de las Observaciones incluidas en el informe inicial 48-Q3-05 quedan seriamente en entredicho tras comprobar la ocultación tanto de otros informes sobre el ácido bórico como otra serie de datos relevantes que afectarían a esas afirmaciones. Según el criterio de Garzón, esas ocultaciones son premeditadas con el fin de generar una apariencia, sin sustento real alguno, que vinculara a la organización terrorista ETA con los atentados terroristas del 11 de Marzo de 2004 en Madrid (Punto 4 del Razonamiento Jurídico Cuarto, en la página 14 del Auto).

Al menos uno de los peritos conocía el rechazo del informe inicial 48-Q3-05, pues el original presentado ante el Jefe de Laboratorio nunca le fue devuelto con el correspondiente sello oficial autentificando el informe; si a esto añadimos que este mismo perito le facilitó a su superior una copia digital en formato Word para ser modificada por el perito al que se le reasignara el caso, la intencionalidad a la hora de imprimir, firmar y presentar como oficial un informe rechazado previamente es obvia (Punto 6 del Apartado [B] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 12 del Auto).

Inocuidad del ácido bórico en relación con hechos terroristas

Dado que no se encontró ninguna otra sustancia con la que, mezclada con el ácido bórico, pudiera establecerse alguna posibilidad de sospechar que su uso estaba destinado a la elaboración de explosivos en cualquiera de los registros citados en la observación 1ª del informe inicial, que en el caso del registro del piso franco de ETA ni tan siquiera se tuvo en cuenta esa posibilidad (siendo expulsada del informe pericial, tal y como correspondía según las normas de calidad) y que en el caso del registro al antisistema hubiese sido suficiente incluir el informe ampliatorio, ocultado por sus propios autores, para descartar su uso como explosivo o como sustancia incendiaria, la observación 1ª del informe de los tres peritos es considerada por Garzón incompleta de forma intencionada (Punto 5.a) de las Conclusiones del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 10 del Auto).

Garzón no considera cierta la afirmación de la observación 2ª, ya que en el caso del registro al antisistema no se trataba de un asunto relacionado con el terrorismo y en el caso del registro del piso franco de ETA no se incluyó el ácido bórico en el informe pericial sobre explosivos (Punto 5.b) de las Conclusiones del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 11 del Auto).

En cuanto a la observación 3ª, Garzón considera intencionada la ocultación de los datos referentes a otros usos del ácido bórico como parte de algún explosivo, por cuanto que la ausencia del resto de sustancias necesarias para su uso como tal hubiese invalidado la segunda parte de esa misma observación (la que considera como posibilidad que los tres registros en los que aparece ácido bórico estén relacionados entre sí), que Garzón considera delirante y sin el menor rigor científico o real (Punto 5.c) de las Conclusiones del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 11 del Auto).

Por todo esto, se considera no sólo oportuno, sino la única medida legal y posible de acuerdo con las normas de calidad vigentes en la Comisaría General de Policía Científica, la eliminación de esas observaciones (Punto 5 del Razonamiento Jurídico Cuarto, en la página 14 del Auto).

Falsificación del informe 48-Q3-05

La impresión, firma y entrega, el 11/07/2006, de un documento inicialmente rechazado el 21/03/2005 por sus deficiencias en las observaciones emitidas por los tres peritos, es sólo el inicio de la falsificación documental llevada a cabo por estos tres peritos. Tras la impresión y la firma, se entrega copia a su superior, dando a entender que los tres peritos conservaban el original del informe 48-Q3-05 (Punto c del Razonamiento Jurídico Tercero, en la página 13 del Auto).

El original de dicho informe (el 48-Q3-05 firmado teóricamente el 21/03/2005) fue entregado por uno de los peritos ante Garzón, momento desde el cual tomó carácter oficial (antes no lo fue nunca por carecer de los sellos que autentificarían su validez oficial); sin embargo, la firma de dicho documento, tal y como reconocieron los tres peritos, se realizó el 11/07/2006; y se firmó en esa fecha con la intención de sustituir al informe oficial (autentificado mediante los correspondientes sellos oficiales) y definitivo (tras las correcciones correspondientes por parte de quien tiene asignadas las funciones de revisión de informes periciales) 48-Q3-05 firmado por su superior el 22/03/2005, que era el que constaba en los archivos de la Comisaría General de Policía Científica (en este caso una copia del mismo), en la Comisaría General de Información y en el Sumario del 11-M (Punto 5.c) de las Conclusiones del Apartado [A] del Razonamiento Jurídico Segundo, en la página 11 del Auto).

Entre el 11 de Julio y el 21 de Septiembre de 2006, alguno de los tres peritos pone en circulación el informe que fue rechazado el 21/03/2005, remitiéndolo a El Mundo; además de tener acceso a ese documento sólo el poseedor del disco en el cual estaba grabado (no estaba en el sistema de archivos de la Comisaría General de Policía Científica, sino en un disco guardado en el cajón de la mesa de uno de los peritos), el documento grabado y el documento remitido a El Mundo contienen el mismo error en la 8ª línea de la 2ª página (Juzgado Ventral en lugar de Juzgado Central) y las firmas son idénticas, por lo que lo tuvo que hacer público alguno de los tres peritos que lo firmaron (Punto d del Razonamiento Jurídico Tercero, en las páginas 13 y 14 del Auto).

Consecuencias del Auto

Aunque las consecuencias directas del Auto han sido la imputación de tres peritos por falsificación en documento público, las consecuencias reales son, como he mencionado al principio del artículo, mucho más amplias.

Las contínuas acusaciones de falsificación y ocultación de pruebas a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado con la finalidad de ocultar una posible participación de ETA en los atentados del 11-M han sufrido el primer revés judicial en la primera denuncia realizada ante un juzgado.

Este revés ha supuesto, en primer lugar, la pérdida de credibilidad en unas acusaciones que hasta el momento se habían quedado en el ámbito de algunos medios de comunicación; y, como consecuencia de esa pérdida de credibilidad en las acusaciones, ha supuesto también una pérdida de credibilidad de quienes las han hecho públicas y de quienes las han respaldado mediáticamente e incluso políticamente.

Políticamente, y tenindo presente que el único partido con representación parlamentaria que ha dado pábulo a esas acusaciones de falsificación y ocultación de pruebas ha sido el Partido Popular, ha supuesto la continuidad de las mentiras que este partido político vertió ante los españoles desde el 11 al 14 de Marzo de 2004 por cuestiones meramente electorales; esto ha supuesto, a su vez, la sensación de que esas acusaciones tienen como única función salvar la vida política de quienes ya mintieron estando en funciones de Gobierno; y ha supuesto, en definitiva, la confirmación de que el Partido Popular mintió y pretende seguir haciéndolo, entonces para renovar el poder que ya tenía y ahora para recuperarlo después de perderlo.

Finalmente, y sin pretender iniciar ningún tipo de teoría o hipótesis, este Auto ha supuesto el inicio de las sospechas hacia el lado contrario al que hasta ahora se dirigían las acusaciones de ocultación y falsificación de pruebas, pues podría entenderse perfectamente que hubiese quien esté interesado en que ETA aparezca en el Sumario, aun sin pruebas y caiga quien caiga. ¿Se iniciará una nueva teoría de la conspiración, ahora en el sentido contrario y teniendo como sospechosos a quienes ahora acusan?

martes, 10 de octubre de 2006

La ultraderecha

Las elecciones se van acercando y las previsiones se van cumpliendo; estos últimos días están surgiendo numerosos comentarios en el Blog de Luís del Pino de Peones Negros que mencionan las equivalencias entre el Frente Popular y el actual PSOE (el Gobierno frentepopulista), las similitudes entre la situación actual y la previa a la Guerra Civil de 1936 (el Gobierno guerracivilista), la urgente necesidad de una rebelión (objeción y desobediencia, violencia legítima), los pactos entre terroristas, nacionalistas y socialistas (el Gobierno ilegal), el pasado golpista del PSOE para equipararlo al Golpe de Estado del 11-M (sí, del 11-M, no del 14-M, es decir, un Gobierno ilegítimo)...

Todas estas afirmaciones provienen de quien recuerda el pasado golpista de 1934 (las huelgas y las consiguientes rebeliones de Asturias) respecto al PSOE y olvida su pasado de los años 70 como fundador de una organización terrorista como el GRAPO.

Parece que el terrorista nacionalista Pío Moa se ha transformado en el ultraderechista antisistema que todo terrorista nacionalista lleva dentro; y parece que los Peones Negros van mostrando su verdadera ideología: la más rancia ultraderecha totalitaria y militarista.

Estos últimos días han ido apareciendo mensajes de numerosos Peones Negros que van saltando del Blog de Luís del Pino al Blog de Pío Moa y van mezclando las llamadas a una Guerra Civil (sin ningún tipo de miedo a iniciarla y asumiendo que es la única salida posible a la actual situación política), las soflamas hacia un Gobierno ilegítimo (por haber subido al poder habiendo matado a 192 personas), los miedos a una acción terrorista por parte del Estado mucho mayor que la que ya cometió el 11-M, las llamadas al derrocamiento de un sistema que no les representa... Algunos Peones Negros, llamando a la calma, han tenido que acabar pidiendo perdón a esos ultras por llamarles al razonamiento.

Y por si fuera poco, Luís del Pino nos brinda un artículo acusando al Gobierno de estar organizando a grupos supuestamente ultraderechistas para que den palizas y así tener la sensación del aumento de estos grupos, reafirmando la idea de un Gobierno ascendido al poder mediante un atentado terrorista organizado por él mismo ("Montar falsos atentados de falsas tramas de ultraderecha es tan sencillo como montar falsos atentados de falsas tramas islámicas. Basta con usar a los asalariados oportunos en cada momento... y con poner en marcha las oportunas campañas de 'preparación del ambiente'").

Las verdaderas intenciones de quienes dirigen y manipulan a su antojo a ese movimiento llamado Peones Negros acabarán pasando factura; serán esos medios de comunicación, esos periodistas ultraderechistas y esos pseudohistoriadores antisistema quienes acaben siendo los verdugos de lo que ellos mismos han creado.

Lo que no acabo de entender es cómo es posible que quienes están teóricamente investigando una conspiración mundial contra el Gobierno del 11-M no sean capaces ni tan siquiera de intuir cómo están siendo manipulados y dirigidos por un grupo de autoproclamados liberales que sólo buscan imponer sus ideas utilizando las mentiras, las acusaciones gratuitas, las descalificaciones personales y el dolor de las víctimas del mayor atentado terrorista de nuestra Historia. Aunque les pese reconocerlo, se comportan como una secta: fe ciega en las ideas autodestructivas de sus líderes.

miércoles, 4 de octubre de 2006

¿Qué explotó en los trenes?

La Fiscal del 11-M y tres jueces de la Sala de lo Penal de la Audiencia Nacional afirmaron con rotundidad que lo que explotó en los trenes está suficientemente acreditado: Goma-2 ECO. Sin embargo, tanto El Mundo (el Editorial del día siguiente a las manifestaciones de los tres jueces es claro al respecto: No está demostrado que fuera Goma 2 lo que estalló el 11-M) como los Peones Negros consideran que la fiscal y los jueces se equivocaron (de hecho, estos últimos han sido más cautos pasados unos días). Si bien es normal que, antes de llegar al juicio oral, surjan dudas respecto a algunos aspectos que podrán ser aclarados (o no) en el mismo, la rotundidad con la que la fiscal y los tres jueces afirmaron que en los trenes estalló Goma-2 ECO requiere una reflexión acerca de lo investigado hasta ahora que pueda explicar esas afirmaciones.

Tomando el Auto de Procesamiento como base, podremos encontrar multitud de información sobre este aspecto que puede darnos alguna pista sobre las rotundas afirmaciones que tanto la fiscal y los jueces realizaron.

Análisis de los focos de las explosiones

El análisis realizado a diverso material recogido en los alrededores de las explosiones no pudo determinar la marca comercial de la dinamita utilizada, aunque sí pudo determinarse que se trataba, en 10 de los 12 focos de las explosiones (en dos de ellos no se detectaron sustancias dignas de mención), de algún tipo de dinamita, ya que en los análisis se detectaron componentes de dinamita (páginas 78 y siguientes del Auto de Procesamiento e informe al respecto).

En este punto, vamos a aclarar lo más básico: ¿a qué se refieren cuando hablan de dinamita? No, la dinamita no es cualquier artefacto explosivo; no todo lo que explota es dinamita. Por ejemplo, el trinitrotolueno (TNT) es un componente de algunos explosivos, pero no tiene por qué formar parte de una dinamita (aunque en algunas sí está presente). Salgamos de dudas acudiendo a un diccionario (al de la Real Academia de la Lengua):

dinamita

(Cultismo acuñado por su inventor, del gr. δúναμις, fuerza)

1. f. Mezcla explosiva de nitroglicerina con un cuerpo muy poroso.
~ de base activa
1. f. Aquella en que se usa como absorbente un cuerpo combustible o explosivo, como el carbón, el serrín, el nitrato de sodio, etc.
~ de base inerte
1. f. Aquella en que se emplea como absorbente una sustancia inerte, como la sílice, el yeso, la ceniza, etc.

Así que dinamita es todo aquel explosivo que mezcla la nitroglicerina con otro cuerpo poroso; hay que destacar, aquí, que la nitroglicerina está siendo sustituida, desde hace varias décadas, por nitroglicol, que es una sustancia más estable que la nitroglicerina.

El área de estragos máximos fue similar en casi todos los focos de explosión. En el tren de Atocha, en el vagón número 1 (correspondiente a una de las mochilas encontradas y que no pudo ser neutralizada) abarcó 6 metros, al igual que en los vagones 4, 5 y 6; en el tren de la Calle Téllez, en el vagón número 1 abarcó 6 metros, al igual que en los vagones 5 y 6, mientras que en el 4 (donde no se encontraron restos) abarcó 10 metros; en el Tren de El Pozo, en el vagón número 4 abarcó 3 metros (estaba situada en el piso superior, próxima a la escalera, por lo que los efectos fueron muy irregulares), en el número 5 abarcó 7 metros (estaba también en el piso superior, aproximadamente en el centro, donde pudo haber menos resistencia a la explosión por haber menos personas) y en la mochila que se intentó neutralizar no se indica (explotó en el andén y dañó el exterior del vagón número 3, perforándolo por efecto de la metralla); en el tren de Santa Eugenia, la única explosión que se podujo (en el vagón número 4) abarcó también 6 metros. Por lo tanto, en todas las explosiones, excepto en el vagón número 4 del tren de El Pozo, pudo utilizarse una cantidad de dinamita similar y un mismo tipo de dinamita; en ese vagón, cuya área de estragos máximos fue bastante superior, pudo depositarse una mochila con mayor carga explosiva, aunque dado que se desconocen las circunstancias exactas en las que se produjeron las explosiones caben también otras explicaciones (puertas abiertas o cerradas, personas alrededor, estructura del tren en el lugar de la explosión...).

Las tres mochilas que no estallaron a la hora prevista

Dos de los anteriores focos de las explosiones corresponden a dos mochilas que fueron detectadas tras las labores de rescate de las víctimas (una se encontró en el tren de la Estación de Atocha y la otra en la Estación de El Pozo) y que intentaron ser desactivadas por los TEDAX.

El TEDAX que intentó desactivar la mochila del tren de Atocha aplicó una carga de agua a presión, que es el método utilizado para desactivar explosivos de tipo militar como el C3, el C4 ó el PG2 (el TEDAX no pudo comprobar con exactitud qué tipo de textura presentaba el explosivo, pues estaba dentro de una bolsa de basura de color azul y sólo pudo ver que era una masa compacta como si fuese plastilina); se aplicó esta técnica porque, de la inspección ocular del resto de vagones que sí habían estallado, se pensó en este tipo de explosivos dado que los daños en la estructura presentaban cortes limpios, lo que significa una alta velocidad de detonación. La técnica no funcionó y la mochila explotó, por lo que se descartó que fuese explosivo de tipo militar; tras comprobar los daños ocasionados por la explosión, el TEDAX pudo valorar que se trataba de un tipo de explosivo de gama media-alta (entre 4.000 y 7.000 metros por segundo), entre los que se encuentra la dinamita. El peso aproximado de esta mochila sería, según el TEDAX, de unos 10 Kg.

Los TEDAX que localizaron la mochila en el tren de la Estación de El Pozo pudieron comprobar que en su interior había un teléfono móvil boca abajo, los cables (negro y rojo) de un detonador y una bolsa de basura de color azul. Se intentó desactivar a distancia (no se especifica en el Auto la técnica utilizada), pero la mochila explotó.

Hagamos aquí un alto para explicar la velocidad de detonación de los explosivos. El amonal, el amosal o la cloratita (explosivos artesanales utilizados habitualmente por ETA) tienen una velocidad de detonación baja al ser explosivos de fabricación casera, por lo que, en vista de los daños ocasionados a la estructura de los vagones, se descartaron desde el primer momento; los explosivos plásticos militares, que tienen una velocidad de detonación alta, también se descartaron por cuanto la técnica utilizada habitualmente para su desactivación no funcionó. Al tratarse de una masa similar a la plastilina, se pensó que podría tratarse de dinamita; en la declaración del Jefe de los TEDAX ante el Juez, se dice que también se descartó el Titadyne por el tipo de daños ocasionados.

Sin embargo, el Titadyne robado por ETA en 1999 (en Plevin) y en 2001 (en Grenoble) tiene una velocidad de detonación de unos 6.200 m/s y la Goma-2 ECO fabricada por Unión Española de Exlosivos de unos 6.000 m/s. ¿Por qué se descarta entonces el Titadyne? La dinamita se va degradando con el paso del tiempo, estando en perfectas condiciones durante un año si se almacena en lugares secos y no expuestos a demasiado calor; sin embargo, pasado el año o si las condiciones de almacenaje no son las correctas, la dinamita empieza a degradarse y su velocidad de detonación disminuye paulatinamente. Los cinco o tres años de antigüedad (hablo de Marzo de 2004) del Titadyne robado por ETA habían degradado sustancialmente esta dinamita, por lo que su velocidad de detonación (unos 3.000 m/s en el caso de la robada en 1999) no permitía aventurar los cortes limpios que se observaron en los trenes.

Las primeras informaciones (al menos hasta las 13 horas) tras los atentados, sin embargo, llegaron a hablar de Titadyne, algo que puede comprenderse en un contexto de absoluto caos y confusión y cuando casi todos estaban convencidos de la autoría de ETA; además, al descartarse el explosivo militar tras la detonación de las dos mochilas encontradas, sólo quedaba la dinamita como posible explosivo utilizado en los atentados.

Estas dudas quedarían despejadas tras encontrar la ya famosa mochila nº 13 (que es, en realidad, una bolsa de deportes de 45x25x25 cm, es decir, de unos dos palmos de largo y algo más de un palmo de alto). Dos de los policías que estaban realizando el recuento de los efectos recogidos en la Estación de El Pozo encontraron (sobre la 1:30 o las 2 de la madrugada ya del día 12, en la Comisaría del Puente de Vallecas) una bolsa de deportes con un móvil que, al intentar sacarlo, comprobaron que iba unido a unos cables, por lo que lo volvieron a introducir en la bolsa y dieron el correspondiente aviso. El TEDAX que la desactivó comprobó que se trataba de un móvil de marca Triumph, del que salían dos cables (azul y rojo) que estaban conectados a una bolsa de basura de color azul.

Tras desactivar el artefacto explosivo, se pudieron recuperar todos sus componentes, incluyendo 10,120 Kg. de una sustancia blanquecina, gelatinosa y de textura similar a la plastilina que resultó ser Goma-2 ECO (se detectó en los análisis la presencia de nitrocelulosa, nitroglicol, nitrato amónico, ftalato de dibutilo y carbonato cálcico, todos ellos componentes de esta dinamita), 640 gr. de tornillos y clavos (utilizados como metralla al estar embutidos en la masa explosiva), un detonador eléctrico industrial de cobre y el teléfono Triumph con los cables conectados al vibrador.

El hecho de que esta bolsa de deportes se encontrara varias horas después de los atentados y fuera de los trenes, sin que pueda determinarse el vagón en el que se depositó, ha dado pie a la teoría de que esta fue una mochila introducida por las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado en IFEMA (donde quedaron depositados unas horas los efectos procedentes de la Estación de El Pozo); aunque ya traté este tema en un artículo anterior, es necesario recordar que el juez comprobó la cadena de custodia para alejar cualquier sombra de duda sobre la inequívoca procedencia de esta bolsa de deportes: el tren de El Pozo. De hecho, y como puede comprobarse en estas dos fotografías, es bastante improbable que pudiese introducirse una bomba en el Pabellón nº 6 de IFEMA con el despliegue policial de los alrededores.

Hay que añadir que al menos un testigo reconoció a Jamal Zougam como la persona que depositó debajo de su asiento, en el tren de El Pozo, una bolsa de deportes de similares características y tamaño que la encontrada en la Comisaría. Asimismo, se detectaron restos de ADN correspondientes a una persona desconocida (perfil 11).

La Renault Kangoo

La aparición de la Renault Kangoo en las inmediaciones de la Estación de Alcalá de Henares (donde supuestamente iniciaron el recorrido algunos o todos los terroristas) fue la primera pista que, en palabras del propio Acebes, abrió una línea de investigación diferente a ETA.

Sobre las 10:30 del mismo día 11 de Marzo, la policía fue avisada de que en las inmediaciones de la Estación de Alcalá de Henares se encontraba un vehículo del que bajaron al menos tres individuos manipulando unas mochilas y dirigiéndose con posterioridad hacia la Estación; sobre las 15:15, y tras una primera inspección ocular y con guías caninos (sin que se detectara nada digno de mención), se traslada a la Comisaría de Canillas para ser inspeccionada más a fondo.


En esa inspección a fondo, iniciada sobre las 15:30, se encuentra una cinta con inscripciones en árabe introducida dentro del radiocasete del vehículo y una bolsa de basura de color azul, localizada debajo del asiento del acompañante, conteniendo varios detonadores y restos de una sustancia explosiva (se localizaron en esta bolsa, además, dos huellas dactilares correspondientes a Daoud Ouhnane). Junto a estos dos objetos, se recogieron otras 59 evidencias que supusieron una nueva teoría acerca de la falsificación de este vehículo como prueba, pues en la primera inspección no se encontró nada digno de mención (ver las fotos publicadas por El Mundo en las que se muestran las 61 evidencias desplegadas en el maletero de una Kangoo); claro que entre esas 61 evidencias se encontraron tres guantes, dos bufandas, dos peines, una caja de cerillas, un llavero, una llave suelta, una caja de grapas, tres muestras de restos celulares, diez colillas o muestras de flora (éstas en el motor), y nunca se dijo que estuvieran en la zona de carga, como dio a entender El Mundo con su fotomontaje (en el que incluía las llaves para el cambio de ruedas, el gato...).

En cuanto a los detonadores y los restos de explosivo encontrados en su interior, los primeros eran 2 de aluminio y 5 de cobre (como los encontrados en la mochila desactivada), mientras que los análisis de los restos de explosivo concluyeron que se trataba de Goma-2 ECO.

Como datos adicionales, se encontraron restos de ADN y huellas dactilares en su interior pertenecientes a los sospechosos Abdennabi Kounja, Allekema Lamari, Asrih Rifaat Anouar y Daoud Ouhnane, además de tres perfiles genéticos anónimos (perfiles 3, 4 y 47) y unas huellas dactilares también anónimas.

La casa de Morata de Tajuña

En esta casa es donde, supuestamente, los terroristas prepararon las mochilas con las bombas (al menos 7 de los móviles comprados en la tienda de Jamal Zougam se activaron allí el día anterior a los atentados, entre ellos el de la mochila desactivada en Vallecas); fue alquilada por Jamal Ahmidan (El Chino) a finales de Enero, aunque la empezaron a utilizar en Noviembre.

El 26 de Marzo de 2004 se procedió al registro de la finca, en la que se encontró un zulo (construido por los propios terroristas), vacío en el momento del registro y del que se extrajeron dos paneles de porespán para su análisis. En el interior de la casa se encontraron restos de varios detonadores de cobre; el análisis de los paneles de porespán dieron como resultado nitroglicol y nitrato amónico (componetes de las dinamitas), por lo que no se pudo determinar la marca comercial de los restos de dinamita encontrados.

Adicionalmente, se encontraron huellas dactilares o restos genéticos de los sospechosos Abdennabi Kounjaa, Jamal Ahmidan, Mohamed Belhadj, Asrih Rifaat Anouar, Sarhane Ben Abdelmajid Fakhet, Mohamed Afalah y Abdelmajid Bouchar. Se encontraron también los restos genéticos de 6 anónimos (perfiles 29, 35, 39, 45, 46 y 49), de un testigo protegido (perfil 48) y de Hamid y Hicham Ahmidan (hermanos de Jamal Ahmidan), así como varias huellas anónimas.

Bomba en las vías del AVE

El día 2 de Abril de 2004 se localizó un artefacto explosivo dentro de dos bolsas de plástico en la línea del AVE Madrid-Sevilla; en este caso, la activación no era por teléfono móvil sino por cableado y con detonador de aluminio. La carga explosiva (12 Kg en el interior de dos bolsas, una de Carrefour y la otra de Lidl) era, de nuevo, Goma-2 ECO (nitrocelulosa, nitrato amónico, nitroglicol, ftalato de dibutilo y carbonato cálcico según los análisis).

Se encontró un perfil genético perteneciente al sospechoso Asrih Rifaat Anouar.

El piso de Leganés

Sobre las 20:45 del 3 de Abril de 2004, siete personas se suicidan haciendo estallar varias cargas explosivas en el interior de un piso de Leganés, provocando la muerte de uno de los GEO que estaba preparado para entrar en la vivienda.

En el desescombro de la vivienda se encontraron 17,431 Kg de Goma-2 ECO sin estallar (nitrato amónico, nitrocelulosa, nitroglicol, almidón, dibutilftalato y carbonato cálcico), incluyendo varios fragmentos encontrados junto a los cuerpos con los detonadores insertados en la masa, 594 envoltorios parafinados de cartuchos de dinamita (equivalentes a 90,288 Kg de Goma-2 ECO y con sus correspondientes números de serie), 238 detonadores de aluminio y de cobre, varias bolsas de basura de color azul, varias bolsas de plástico de Lidl y varias mochilas y bolsas de deporte de diferentes modelos y materiales. La cantidad de Goma-2 ECO utilizada para inmolarse se estima en unos 30 Kg.

Se encontraron huellas dactilares o restos de ADN de los siete suicidas (Abdennabi Kounjaa, Allekema Lamari, Jamal Ahmidan, Mohamed Oulad Akcha, Rachid Oulad Akcha, Asrih Rifaat Anouar y Sarhane Ben Abdelmajid Fakhet), de Abdelmajid Bouchar (que logró huir cuando bajaba la basura), de Mohamed Afalah (que huyó a Bélgica esa misma noche, junto a Mohamed Belhadj) y los de Mohamed Bouharrat, Mohamed Larbi Ben Sellam, Safwan Sabagh, Mohamed Ouazzani, Abdelkrim Beghadali, Ahmed Nasser, Amer Benkalfa, Djamel Seddiki (Ahmed Gefaf), Driss Chebli, Farouk Bouhafer, Mustapha Maymouni, Noureddine Adoumalou, Rachi Younes y Said Aitamer. Además, se localizaron restos genéticos de 4 anónimos (perfiles 12, 16, 19 y 29, este último encontrado también en la casa de Morata de Tajuña) y varias huellas dactilares anónimas. Se encontró también abundante documentación de algunos de los sospechosos y dos cintas de vídeo con las reivindicaciones de los atentados, cuyo locutor era Jamal Ahmidan.

La muerte de los siete suicidas, según el examen médico-forense que se les practicó a los restos, fue debida a los múltiples traumatismos derivados de la deflagración de material explosivo (etiología violenta de carácter suicida). El examen radiológico arrojó como resultado múltiples lesiones por la acción de una explosión (incluyo estos exámenes médicos porque existe la creencia entre los Peones Negros de que los suicidas no estaban ya vivos cuando estalló la Goma-2 ECO y una de las razones por las que tienen esa creencia es porque creen que no se les practicó autopsia, lo cual, como puede comprobarse, es falso).

Dinamita sustraída en Mina Conchita (Asturias)

De los detonadores encontrados en la Renault Kangoo el mismo día 11 de Marzo de 2004, se pudo averiguar que los dos de aluminio con tapón azul (como el encontrado en el artefacto explosivo del AVE) sólo se servían a una empresa: Caolines de Merillés (Asturias); en el desescombro del piso de Leganés se encontraron 71 detonadores más de este mismo tipo. Tres de los otros cinco detonadores encontrados en la Renault Kangoo eran de cobre y del mismo tipo que el encontrado en la mochila desactivada en Vallecas.

Sin embargo, hasta que no se encontraron los 594 envoltorios parafinados en el piso de Leganés, en los que se pudieron averiguar los números correspondientes a los lotes (en el resto de escenarios la dinamita estaba fuera de los envoltorios), no pudo inciarse la investigación acerca de la procedencia de la Goma-2 ECO utilizada por los terroristas. De los lotes de los que se pudo averiguar el número de serie, la totalidad fueron servidos por la empresa Canela de Seguridad a Caolines de Merillés entre el 23 de Enero y el 25 de Febrero de 2004.

En un primer informe de la Guardia Civil, se descarta el robo único de toda la cantidad de dinamita usada en los atentados o encontrada en los registros; además, se descarta que el autor de los robos sea Emilio Suárez Trashorras, pues los almacenes no están forzados y éste no trabajaba en Caolines de Merillés desde Agosto de 2002, apuntando el robo, por lo tanto, a los propios trabajadores de la empresa. Según las investigaciones posteriores, los robos se tuvieron que producir en tandas de 5 Kg (las cajas son de 25 Kg y contienen 5 bolsas de 5 Kg cada una), pues no existe denuncia alguna de la empresa por desaparición o robo de dinamita; el informe concluye que, identificados los números de lote de 379 envoltorios de los 594 encontrados en el piso de Leganés, al menos 60 Kg de Goma-2 ECO salieron de Mina Conchita entre el 23 de Enero y el 29 de Febrero de 2004.

Comparando el consumo de explosivos de Mina Conchita con el Libro de Entradas y Salidas de Explosivos y con el documento de Gestión de Destajos, se aprecian diferencias sustanciales entre Diciembre de 2003 y Febrero de 2004: en Diciembre de 2003 se aprecia una diferencia de 237, 5 Kg entre el consumo real y la salida de Goma-2 ECO hacia la mina; en Enero de 2004 existe una diferencia de 465 Kg; y en Febrero de 2004 se aprecia otra diferencia de 377,5 Kg. En cuanto a los detonadores, las diferencias ascienden a 1.501, 2.020 y 1.390 unidades durante los meses de Diciembre de 2003 y Enero y Febrero de 2004, respectivamente. Tras comprobar las anomalías en el gasto y el registro de explosivos, el informe concluye que las diferencias (es decir, las salidas de material no justificadas) ascienden a 1.715 Kg de Goma-2 ECO y 7.001 unidades de detonadores en Mina Conchita.

Según declaraciones de Sergio Álvarez, éste realizó un viaje a Madrid transportando una mochila de unos 40 Kg de peso por la que Trashorras le pagó 150.000 pesetas y dos placas de polen de hachís y que esa mochila (de la que no conocía el contenido) se la entregó en Madrid a un marroquí, que conducía un BMW M5 y tenía un permiso de conducir venezolano falsificado; Sergio Álvarez tiene constancia de otro viaje a Madrid de características similares realizado por un tal Jimmy (Iván Reis) y un tercer viaje del que desconoce quién lo realizó (por otras fuentes se sabría con posterioridad que se trataría de Gabriel Montoya Vidal). Según las pruebas realizadas por la Guardia Civil, los 45 Kg de peso máximo harían poco manejable la mochila, por lo que lo más probable es que contuviera una caja completa de Goma-2 ECO (25 Kg); según las conclusiones del informe, la cantidad realmente transportada utilizando el autobús sería de 42,5 Kg de Goma-2 ECO más una cantidad indeterminada transportada por Iván Reis (25 Kg como máximo). Se comprobó si en las mochilas se pudiese haber trasladado hachís en lugar de dinamita, pero los pesajes arrojaron cantidades incompatibles con los pesos declarados por Sergio Álvarez (la mitad aproximadamente). En cuando a los detonadores, se comprobó que, en una bolsa de deportes de tipo medio pueden caber hasta 400 detonadores (8 cajas).

A esto hay que añadir los viajes en coche, en los que se señala que la cantidad máxima de Goma-2 ECO transportada sería de 270 Kg (6 mochilas con 45 Kg cada par y dos viajes consecutivos). En total, la cantidad máxima de Goma-2 ECO de la que pudo disponer Jamal Ahmidan sería de 312,5 Kg más la cantidad transportada por Iván Reis. Esta cantidad queda sobradamente cubierta con las salidas injustificadas de Goma-2 ECO de Mina Conchita (1.715 Kg).

Cantidad de dinamita utilizada en los atentados

El peso aproximado de la mochila que se intentó desactivar en Atocha, como ya he apuntado en el apartado correspondiente, era de unos 10 Kg, al igual que la desactivada en Vallecas; dado que el área de estragos máximos de la primera fue similar al del resto de explosiones, se deduce que la carga de todas las mochilas utilizadas en los trenes sería similar, por lo que se habrían utilizado unos 130 Kg de dinamita.

El artefacto explosivo encontrado en las vías del AVE pesaba 12 Kg, de forma que en total tendríamos 142 Kg de dinamita.

En el piso de Leganés se estima que se utilizaron unos 30 Kg de dinamita para inmolarse, además de encontrarse 17 Kg más sin explotar, por lo que estaríamos hablando, en conjunto, de 142+47=189 Kg de dinamita. Esta cantidad de dinamita es inferior a la cantidad máxima de dinamita que pudo estar a disposición de Jamal Ahmidan (más de 300 Kg), por lo que en varias de las mochilas utilizadas en el transporte de dinamita se pudieron transportar detonadores.

Tipos de pruebas incriminatorias

Vamos a hacer un alto en el camino para conocer los diferentes tipos de pruebas que pueden utilizarse en un juicio para incriminar a un sospechoso.

Las pruebas más conocidas por todos son las pruebas directas, que pueden ser documentales o testificales; se trata de las pruebas básicas para incriminar a un sospechoso y son las que corresponden al mayor grado de objetividad. Entre las pruebas directas documentales podemos encontrar los informes periciales, las grabaciones (de audio o de vídeo) o cualquier otro tipo de documento que, objetivamente, incrimine de alguna forma a un sospechoso. En el caso de las pruebas testificales, esa objetividad que se le supone a las pruebas directas ha de ser apreciada y corregida por el tribunal juzgador, de forma que será éste quien admita como válida la declaración testifical o no según su propio criterio.

Según la Sentencia del Tribunal Constitucional 117/2000, de 5 de Mayo, "la prueba de indicios exige dos elementos: a) que los hechos básicos estén completamente acreditados; b) que entre tales hechos básicos y aquél que se trata de acreditar exista un enlace preciso y directo, según las reglas del criterio humano. La prueba indiciaria se caracteriza por el mayor subjetivismo que preside su valoración por el juzgador y, en consecuencia, se ha de ser especialmente riguroso en cuanto a la exigencia de una motivación suficiente"; además, el proceso deductivo por el que se acredite la existencia de un enlace preciso y directo entre los hechos básicos y el resto de hechos no puede ser "arbitrario, irracional o absurdo".

Hechos probados

1. Estallaron 10 artefactos explosivos en el interior de los trenes y durante un estrecho margen de tiempo.

2. Se detectaron dos artefactos explosivos sin estallar en sendas mochilas.

3. Los daños en la estructura de los trenes son consecuencia de un explosivo con al menos una velocidad de detonación de 4.000 m/s.

4. Las dinamitas industriales y los explosivos militares tienen una velocidad de detonación superior a 4.000 m/s.

5. La técnica aplicada para desactivar las dos mochilas detectadas (utilizada para los explosivos plásticos militares) no funcionó.

6. En 10 de los 12 focos de explosión se detectaron componentes de la dinamita.

7. En el interior de ambas mochilas se encontró una masa similar a la plastilina en el interior de una bolsa de basura azul con cordón amarillo.

8. El Titadyne robado por ETA en Francia había disminuído considerablemente su velocidad de detonación por su antigüedad, incluso por debajo de los 4.000 m/s.

9. En una de las dos mochilas se pudo detectar un teléfono móvil.

10. El área de estragos máximos de los 10 focos de explosión era de unos 6 metros en todos los casos, excepto en dos (uno mayor y otro menor).

11. Una de las mochilas detectadas estalló en el interior de los trenes al intentar desactivarla, provocando un área de estragos máximos de 6 metros.

12. Esta mochila tenía un peso aproximado de 10 Kg.

13. Se encontró una tercera mochila sin estallar entre los objetos recogidos en uno de los trenes.

14. En el interior de esta mochila se encontró un teléfono móvil.

15. En el interior de esta mochila se encontraron, tras desactivarla, 10 Kg de Goma-2 ECO en el interior de una bolsa de basura azul con cordón amarillo.

16. Se detectó otro artefacto explosivo en las vías del AVE varios días después.

17. Este artefacto constaba de 12 Kg de Goma-2 ECO envuelta en dos bolsas de supermercado.

Posibles deducciones lógicas

a) De los hechos probados 10 y 11 se deduce que en 9 de los 12 focos estalló una cantidad de explosivo similar.

b) De los hechos probados 12 y 15 y de a) se deduce que en 9 de los 12 focos estallaron unos 10 Kg de explosivo.

c) De los hechos probados 2 y 10 y de b) se deduce que en 11 de los 12 focos el explosivo no cabía en las papeleras de los trenes (como dato adicional, al menos uno de los focos fue el portaequipajes de uno de los trenes).

d) De los hechos probados 2 y 13 y de c) se deduce que los contenedores utilizados en 11 de los 12 focos podían ser mochilas.

e) De los hechos probados 7 y 15 se deduce que las mochilas de los trenes podían utilizar el mismo tipo de contenedor para rodear el explosivo.

f) De los hechos probados 9 y 14 se deduce que el método utilizado para activar al menos dos de las mochilas era el mismo: el teléfono móvil (como dato adicional, la activación de al menos 7 móviles el día anterior en la casa de Morata de Tajuña).

g) Del hecho probado 1 y de f) se deduce que el método utilizado para detonar los explosivos pudo ser el teléfono móvil (como dato adicional, la activación de al menos 7 móviles el día anterior en la casa de Morata de Tajuña y el método seguido para la mochila desactivada en Vallecas).

h) De los hechos probados 3 y 4 se deduce que el explosivo utilizado era dinamita o de tipo militar.

i) De los hechos probados 5 y 6 y de h) se deduce que el explosivo utilizado no era de tipo militar, sino dinamita.

j) De los hechos probados 7 y 8 y de h) e i) se deduce que la dinamita utilizada no pudo ser Titadyne.

k) Del hecho probado 15 y de los hechos d), e), g) e i) se deduce que en 11 de los 12 focos se utilizaron artefactos explosivos similares.

l) Del hecho probado 10 y de d), e), g), i) y k) se deduce que el foco más pequeño contuvo menos cantidad del mismo explosivo.

m) De los hechos probados 1 al 17 y de a) a l) se deduce que en los trenes estalló Goma-2 ECO, envuelta en bolsas de basura de color azul con cordón amarillo, detonada mediante teléfono móvil y contenida en mochilas.

Conclusiones

Puede llegarse a la misma conclusión o reforzarse la anterior a través del seguimiento de los actuales sospechosos, teniendo en cuenta su relación con Jamal Ahmidan, lugares comunes en los que coincide la detección de Goma-2 ECO y de restos genéticos o huellas dactilares, contactos entre ellos y varias declaraciones testificales (tanto en referencia a los contactos entre ellos como en referencia a haber sido vistos en los trenes minutos antes de producirse las explosiones).

Adicionalmente, otras pruebas directas reafirmarían las mismas conclusiones (reivindicaciones de los atentados por parte de Jamal Ahmidan, estudio de diverso material manuscrito relacionado con los atentados...).

Aunque será en el juicio oral donde se determinen con mayor exactitud los hechos, el material disponible tras la instrucción permite determinar de una forma aproximada ciertos aspectos de los atentados; y entre ellos, también, lo que estalló en los trenes.

blog counter